Loading...
Jesús Blanco Cereceda2019-02-26T08:54:55+00:00
JESÚS BLANCO CERECEDA

Jesús Blanco Cereceda

Asesinado 27 de junio de 1983. Pamplona.

Jesús Blanco Cereceda. Jefe de comunicaciones del aeropuerto de Noáin.

Jesús Blanco Cereceda salió de su casa, en el número 36 de la avenida de Bayona de la capital navarra, unos minutos antes de las 8:00 horas, para dirigirse a su trabajo en el aeropuerto de Noáin. En el portal coincidió con una vecina, enfermera de profesión, y ambos salieron a la calle a la vez. Jesús ayudó a su vecina a trasladar unos paquetes a un automóvil cuando fue abordado por un individuo que llevaba un rato sentado en un banco en la acera de enfrente. Otros dos terroristas esperaban sentados en el bordillo del escaparate de una zapatería a poca distancia del primero.

Uno de los terroristas se acercó y disparó tres tiros a bocajarro, uno de ellos en la nuca, contra Jesús Blanco, que cayó herido de muerte junto al portal de su casa. El herido fue trasladado al hospital de Navarra, pero cuando llegó al centro sanitario ya se había producido su fallecimiento.

Los terroristas, miembros del Comando Mendaur de ETA, intentaron asesinar a Jesús Blanco el 8 de abril. En aquella ocasión los etarras procedieron de la misma manera: se situaron frente a la casa a la espera de que saliera su víctima para dispararle. Sin embargo, Jesús Blanco no salió de su domicilio a la hora que preveían los asesinos, por lo que no pudieron llevar a cabo el atentado.

Jesús Blanco, de cincuenta y ocho años, era natural de la localidad riojana de Berceo, estaba casado y tenía tres hijos. La víctima llevaba veinte años trabajando en el aeropuerto de Noáin como jefe de comunicaciones, un empleo civil dependiente del Ministerio de Transportes.

El miembro de ETA Enrique Labay Machín fue condenado a 29 años de prisión por el asesinato de Jesús Blanco Cereceda y al pago de una indemnización por valor de 10 millones de pesetas a los herederos del fallecido, en virtud de la sentencia número 98 dictada por la sección 3.ª de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional en 1986.
Posteriormente, la misma sala y sección, a través de la sentencia número 1 del 11 de enero de 1996, condenó a Fermín Urdiain Ciriza y a Joaquín Sancho Biurrun a 30 años de reclusión mayor y a indemnizar a los herederos de la víctima con 20 millones de pesetas.

VÍCTIMAS DEL TERRORISMO
COMPLETAR INFORMACIÓN